¡Limpiar no es lo mismo que desinfectar! Con la limpieza habitual retiramos la suciedad, pero no eliminamos todos los gérmenes. Hay zonas que necesitan una mayor limpieza y desinfección como los lugares donde se tratan alimentos, las zonas del baño, nuestras manos, etc.

A lo largo del día tocamos numerosas superficies que transmiten los microbios hacia nuestro organismo, fundamentalmente a través de la boca, la nariz y los ojos.

Leer +

Nosotros queremos ayudarte a protegerte de estos riesgos con nuestros productos desinfectantes. Para conseguirlo es fundamental adoptar unas buenas normas de higiene de manos y superficies.

Para tus manos, puedes hacerte con el gel hidroalcohólico, que no necesita ni jabón ni agua y que, además, viene en un formato ideal para llevar siempre contigo.

Para la desinfección de superficies, tenemos el Cooper Bacter con acción bactericida, que además de asegurar una perfecta higiene, deja un agradable aroma a menta. Desinfección, limpieza y aroma en un solo producto.
¡Prueba nuestros desinfectantes y líbrate de las bacterias!